Archivo de la categoría: Lumbalgia

Lumbalgia en niños

A continuación les dejamos un enlace a una presentación en powerpoint sobre la lumbalgia en niños: El Lumbago de juan

De http://www.espalda.org

Anuncios

Ejercicios Lumbalgia

Imagen Lumbalgia

Si su médico le ha recomendado un programa específico de ejercicios para su lumbalgia, puede empezar con el
Programa Básico (pdf 1.0 Mb)  (2 meses de duración 3 veces en semana). Una vez sea capaz de realizar estos ejercicios sin dolor puede pasar al Programa Avanzado (pdf 1.0 Mb)  : (4 meses de duración 3 veces semana)

LUMBALGIA

Imagen lumbalgiaAproximadamente, el 80% de la población va a sufrir este tipo de dolor en algún momento de su vida, siendo la inmensa mayoría de las veces de causa benigna. que no va a requerir la consulta especializada ni las exploraciones complementarias (TAC , resonancia magnética, etc…) para llegar al diagnóstico. El origen del dolor se debe a una causa que llamamos mecánica y que se caracteriza por dolor que aumenta al mover la región lumbar pero que mejora con el reposo y no se acompaña de fiebre o pérdida de peso ni de otras alteraciones.

¿CUÁNTO DURA?
Según la duración del episodio de dolor podemos hablar de Lumbalgia aguda, cuando es de comienzo brusco (de un día para otro) y dura menos de tres meses. Cuando dura más tiempo hablamos de Lumbalgia crónica, añadiendo el adjetivo inespecífica (Lumbalgia crónica inespecífica) cuando el problema no es debido a ninguna causa concreta que pueda explicar el origen de las molestias. Este tipo de dolor es el más frecuente de todos y, aunque no suele encontrarse una lesión llamativa que pueda ser claramente demostrada en radiografías u otras pruebas, sí tiene una destacada repercusión en el medio laboral

¿QUÉ ES LA CIÁTICA?
Cuando el dolor sobrepasa la zona lumbar y llega hasta los miembros inferiores hablamos de Dolor lumbar irradiado y Lumbociática (o ciática a secas) cuando el dolor se extiende desde la región lumbar hasta el talón o el pie descendiendo por la parte posterior o lateral del muslo. Su presencia sugiere lesión de las raíces nerviosas que salen de la columna lumbar y llevan la sensibilidad o las órdenes para contraer los músculos a los miembros inferiores a través del nervio ciático
Imagen hernia discal

¿CUÁLES SON LAS CAUSAS MÁS FRECUENTES DE DOLOR LUMBAR?
El dolor lumbar mecánico es más frecuente en personas con sobrepeso, mala forma física, malos hábitos posturales o en quienes someten su espalda a sobrecargas inadecuadas, como levantar objetos demasiado pesados o cualquier carga de manera incorrecta.
La Artrosis lumbar provoca dolor mecánico, con periodos largos sin que el paciente note molestias y ocasionales reagudizaciones del dolor. Estas personas sienten con frecuencia que sus síntomas varían en función de los cambios de tiempo.. La Hernia Discal se manifiesta habitualmente por lumbociática.

¿QUÉ PODEMOS HACER PARA ALIVIAR EL DOLOR LUMBAR?
En primer lugar el reposo, que no deberá prolongarse mas de tres días. Pasado este tiempo es imprescindible comenzar a levantarse y a realizar una actividad física suave y progresiva según vayamos notando menos dolor. En estas fases, es muy eficaz la aplicación de calor local varias veces al día, (sobre todo si notamos que los músculos de la zona están contracturados) y analgésicos simples, como el paracetamol o el metamizol, o antiinflamatorios no esteroideos. Si no se obtiene mejoría con estas medidas en cuatro semanas, debemos acudir al médico para que valore la necesidad de medidas complementarias tanto diagnósticas como de tratamiento.

¿TIENE OPERACIÓN EL DOLOR LUMBAR?
De todos los pacientes que presentan dolor lumbar, solamente una minoría son candidatos a tratamiento quirúrgico. Las indicaciones principales son:
• Hernia discal que provoca dolor ciático rebelde a los tratamientos conservadores.
La presencia de una hernia discal en la Resonancia Magnética por sí
sola no es indicación de operación, si no hay síntomas persistentes e invalidantes característicos.
• Cuando una vértebra se desplaza sobre otra (se denomina espondilolistesis) puede ser necesario fijarla para evitar que dañe a las raíces nerviosas. Esto solo ocurre en un pequeño porcentaje de los casos, por lo que la mayoría no van a requerir operación.
• En ocasiones, la artrosis lumbar, sobre todo en personas de edad avanzada, puede producir dolor persistente y lesión de las raíces nerviosas que van a los miembros inferiores. En estos casos, sobre todo si el dolor produce una limitación para caminar muy importante y no responde a otras medidas, puede ser necesaria la operación.

¿QUÉ PODEMOS HACER PARA EVITAR LA APARICIÓN DE DOLOR LUMBAR?
La prevención del dolor lumbar se basa en tres pilares fundamentales: evitar coger pesos, higiene postural y ejercicios. A continuación se enumeran los consejos obligatorios en cada una de estas facetas:
Pesos
Siempre que vaya a coger algo del suelo, doble ambas rodillas.
Nunca haga rotaciones de rodillas mientras recoge la carga del suelo.
Evite levantar objetos por encima de los hombros.
Busque ayuda cuando necesite levantar objetos pesados.
Cuando lleve equipaje o bolsas de la compra reparta la carga entre ambas manos.
Cuidados posturales
Cuando esté de pie durante un largo periodo, cambie la posición de los pies a menudo, ya sea colocando uno de ellos en un altillo o alternando su apoyo.
Camine con la espalda recta y calzado adecuado (tacón ancho y bajo, puntera redondeada, suelas adecuadas, etc…)
Al sentarse, mantenga ambos pies en el suelo y las rodillas dobladas y situadas a la altura de las caderas. Utilice una butaca cómoda, con el respaldo recto o ligeramente inclinado y con un soporte para la cabeza, a ser posible.
Cuando conduzca un coche, acerque el asiento lo suficiente para que sus pies alcancen los pedales cómodamente y sitúe ambas manos al volante. Si es profesional de la conducción (camionero, taxista) deténgase cada dos horas y realice ejercicios de estiramiento durante 5 minutos. Antes de iniciar un trayecto largo o al finalizarlo, evite cargar o descargar pesos.
Compruebe que el colchón es el adecuado y evite las almohadas excesivamente altas o dormir sin almohada. Las posturas aconsejadas para dormir son de lado o con la cara hacia arriba..
En las labores domésticas tenga en cuenta que algunos de sus actos cotidianos pueden ser la causa principal de su dolor lumbar. Algunos consejos útiles son
al hacer las camas, arrodíllese o, al menos, doble las rodillas para ajustar la ropa de cama
al limpiar objetos que estén por encima de sus hombros súbase a una altura reparta la carga entre ambos brazos al volver de la compra.
Ejercicios
• Haga los ejercicios que le hayan indicado diariamente, a ser posible tras calentar la zona lumbar con un baño/ducha de agua caliente o con manta eléctrica.
• Al principio hará solamente 3-4 veces cada ejercicio, aumentando el ritmo e intensidad de los mismos de forma progresiva.
• Los ejercicios no deberán producirle dolor. Si esto ocurriera redúzcalos a la mitad o incluso deje de hacerlos, consultando a su médico en caso de persistencia del dolor.
• Es muy aconsejable la natación (sobre todo el estilo de espalda) y la bicicleta estática suave con el manillar elevado.
• Se evitará el sedentarismo, procurando caminar al menos una hora diaria, por terrenos llanos y regulares
INFORMACION DE LOS CONSEJOS EN LA CONSULTA MEDICA
El levantamiento incorrecto de cargas pesadas, la adopción de posturas incorrectas, la realización de movimientos inapropiados, etc., pueden provocar una serie de problemas y dolores de espalda que en ocasiones se interpretan como habituales de cansancio sin conocer su verdadero origen y el sistema o forma de prevenirlos.
• POSTURAS
En general, deben evitarse las posturas que tiendan a curvar la espalda, hundirla o torcerla.
TRONCO RECTO
La posición de erguido significa que la columna vertebral
adopte una posición natural en forma de “S”. Dicha posición
se consigue:
– llevando los hombros suavemente hacia atrás.
– manteniendo la cabeza levantada con el cuello recto.
– llevando el vientre suavemente entrado y los músculos del
abdomen ligeramente contraídos
POSTURA SENTADA
Muy pocas personas adoptanuna postura correcta cuando están sentadas. Busque una posición correcta siguiendo este ejercicio:
– Pegue las nalgas al respaldo del asiento y
– Apoye las plantas de los pies en el suelo.
-Traslade el peso del cuerpo de una nalga a otra simultáneamente
y perciba la presión sobre uno y otro isquion (hueso de la nalga sobre el
que nos sentamos, perceptible si se sienta también encima de las manos)
– A continuación deje que la espalda se desplome como
si fuera un trapo. Poco después imagine que alguien le
coge de un mechón del pelo de la coronilla y tira de
usted hacia arriba
– Una vez erguido, relaje ligeramente la tensión
– ESTÁ USTED SENTADO CORRECTAMENTE.
Vuelta a empezar varias veces.
• TIPOS DE ACTIVIDADES LABORALES CON RIESGOS DORSOLUMBARES
El dolor de espalda se produce como consecuencia del desarrollo de actividades laborales en todos los entornos de trabajo. Por ello las recomendaciones irán dirigidas a las dos clases en las que podemos agruparlas:
1. Trabajo dinámico: corresponde a actividades en las que es preciso levantar y transportar pesos y realizar esfuerzos de empuje y de tracción.
2. Trabajo estático: comprende actividades en lasque es preciso mantener posiciones fijas durante largos períodos de tiempo.
• PROTECCIÓN DE LA ESPALDA EN EL TRABAJO DINÁMICO
A) APROXIMACIÓN DE CARGAS
Para levantar una carga hay que aproximarse a ella de modo que el
centro de gravedad de la persona se acerque al máximo al de la
carga. En caso contrario el esfuerzo es cinco veces superior.
B) BUSCAR EL EQUILIBRIO
El equilibrio de la persona depende de la situaciónde sus pies, por ello al levantar una carga se debe:
– enmarcar la carga según la posición de los pies
– mantener los pies ligeramente separados
– situar uno ligeramente adelantado respecto al otro
C) ASEGURAR LA PRESA DE MANOS
Lo correcto al coger un objeto es sujetarlo con la palma de la mano y la
base de los dedos, en contra de lo que normalmente se hace, que es sostenerlo con la punta de los dedos. De este modo, la superficie de agarre
es mayor y se reduce el esfuerzo y la fatiga
D) FIJAR LA COLUMNA
Las cargas se deben levantar manteniendo la columna recta. La torsión del tronco, mientras se levanta una carga, puede producir lesiones, por ello es preciso realizar el movimiento en dos tiempos: primero levantando la carga,
y luego girar todo el cuerpo moviendo los pies mediante pequeños desplazamientos.
E) UTILIZAR LA FUERZA DE LAS PIERNAS
Se deben utilizar los músculos de las piernas para dar el primer impulso a la carga que vamos a levantar. Para ello se reflexionan las piernas doblando las rodillas de modo que el muslo y la pantorrilla formen un ángulo superior a 90º.
F) TRABAJO DE LOS BRAZOS A TRACCIÓN SIMPLE
Los brazos se deben trabajar estirados, es decir, manteniendo las cargas
suspendidas, no elevadas, de este modo el transporte de la carga resultará menoscostoso, ya que evita la fatiga inútil que resulta al contraer los músculos del brazo obligando a los bíceps a realizar esfuerzos quince veces superiores al peso que levantan.
G) APROVECHAR EL PESO DEL CUERPO
– Empujando con los brazos extendidos y bloqueando un móvil, de modo que nuestro peso se transmitirá íntegro.
– Tirando de una caja o bidón que se desea tumbar para hacerle perder el equilibrio.
– Resistiendo para frenar el descenso de una carga haciendo de contrapeso
H) APROVECHAR LA REACCIÓN DE LOS OBJETOS
En todas las operaciones que se enumeran a continuación, se debe poner cuidado en mantener la espalda recta.
– Sirviéndose de la tendencia a la caída para depositar un objeto en un plano inferior
– Utilizando el movimiento ascensional: para levantar una carga que luego va a ser depositada en el hombro o en un plano superior.
– Aprovechando el desequilibrio.
• PROTECCIÓN DE LA ESPALDA EN EL TRABAJO ESTÁTICO
A) PUESTO DE TRABAJO DE PIE
Tiene una serie de inconvenientes:
– Circulación lenta de la sangre en las piernas.
– Peso del cuerpo soportado sobre una base de escasa superficie.
– El mantenimiento del equilibrio supone una tensión muscular constante
que aumenta al inclinarse hacia delante.
– Lahabilidad disminuye debido a la tensión muscular constante. Para evitar los problemas se debe mantener una posición correcta con el tronco erguido. El plano de trabajo debe estar a nivel de los codos del operario, aunque dicha altura puede variar dependiendo de las características de la tarea:
Para un trabajo de precisión,el plano puede estar situado ligeramente más
alto.
Para un trabajo que requiera mayor esfuerzo, el plano de trabajo es conveniente que se halle un poco más abajo, de modo que el ángulo de flexión del brazo se sitúe por encima de los 90º.
En cualquiera de los dos casos, el operario debe poder aproximarse al plano de trabajo, por lo que el banco o mesa deben disponer en la parte inferior de un espacio libre para introducir los pies.
B) PUESTO DE TRABAJO SENTADO
El plano de trabajo de la mesa debe estar a nivel de los codos del operario, la altura puede modificarse según las características de la tarea.
La silla de trabajo debe garantizar una adecuada posición y una descarga muscular de la columna vertebral. La altura debe corresponder a la distancia de cada persona desde el hueco de la corva al suelo, incluido el tacón del calzado menos 3 cm. medidapara un ángulo de 90º.
Su soporte debe ser de 5 brazos con ruedas para que se asegure su estabilidad en todo momento.
El respaldo debe cubrir la columna vertebral en toda su extensión. Como mínimo debe contar con un apoyo lumbar
regulable en altura y profundidad para poderlo ajustar a cada persona.
Si la altura fuera superior a la longitud de las piernas, se debe utilizar un reposapies con altura e inclinación regulable.
C) ZONA DE TRABAJO
Se considera como zona de trabajo aquella en la que deben estar dispuestos los útiles y materiales, así como los mandos, de modo que se pueda acceder a ellos sin necesidad de someter la columna a esfuerzos
anormales como torsiones o flexiones.
La zona óptima de trabajo se determina describiendo sobre el plano arcos cuyo radio sea la longitud del antebrazo con el puño cerrado.
La zona de máximo agarre, en la que deben estar situados útiles y mandos, se determina de la siguiente manera:
– Sobre el plano horizontal: describiendo arcos de círculo cuyo radio sea la longitud del brazo extendido con el puño cerrado.
– Sobre el plano vertical: describiendo arcos de círculo cuyo radio sea también la longitud del brazo extendido con el puño cerrado, hasta una altura máxima que no sobrepase los hombros Ángulo de 90º
COMO MANTENER LA ESPALDA EN FORMA EN 10 EJERCICIOS
Mediante estos sencillos ejercicios es posible eliminar tensiones y contracciones de la espalda, debidas a esfuerzos realizados o a las posturas adoptadas. A la vez, se reforzarán los músculos que contribuyen a dar rigidez y robustez al conjunto de la espalda.
En la mayor parte de los casos, después de algunas semanas realizando los ejercicios, que no requieren más de 15 minutos al día, se notará ya una mejora sensible en el estado general de la espalda.
1. RELAJACIÓN DE LA ESPALDA
Sitúese de rodillas y sentado sobre los talones, con los brazos extendidos
al frente todo lo que pueda y las manos apoyadas en el suelo.
(Las nalgas deben permanecer pegadas a los talones). La cabeza debe
quedar colgando
Inspire y eleve el cuerpo y en esta posición
espirar. Los muslos deben formar un ángulo recto con las piernas.
La cabeza siempre colgando.
Repetir el ejercicio 10 veces.
2. MOVIMIENTOS DE LA CABEZA: ROTACIÓN
Manteniendo el cuerpo erguido, hacer girar suavemente la cabeza 10 veces a la izquierda y 10 veces a la derecha.
3. MOVIMIENTO DE HOMBROS
Manteniendo el cuerpo erguido levantar y bajar los hombros alternativamente.
Repetir 10 veces.
4. BALANCEO DE BRAZOS
Con las piernas ligeramente separadas, balancear los brazos.
Repetir 10 veces.
5. MOVIMIENTO DEL TRONCO: ROTACIÓN
Con las piernas separadas, hacer girar el tronco describiendo un
círculo, 10 veces a la izquierda y 10 veces a la derecha.
6. MOVIMIENTO DE PELVIS
Túmbese sobre la espalda, con los brazos extendidos a lo largo del cuerpo y las piernas dobladas por las rodillas.
Deje caer las piernas juntas, 10 veces hacia la derecha y 10 veces hacia la izquierda, manteniendo la espalda y los brazos pegados al suelo.
7. FORTALECIMIENTO DE LOS MÚSCULOS ABDOMINALES
Túmbese sobre la espalda, con los brazos extendidos a lo largo del cuerpo y las piernas estiradas. Levante una
pierna, tan alto como sea posible, para bajarla luego hasta el suelo tan lentamente como pueda. Repetir 10 veces
con cada pierna.
8. FORTALECIMIENTO DE LOS MÚSCULOS
DORSALES (ZONA DE LA ESPALDA)
Tiéndase boca abajo con las piernas extendidas y procurando meter los pies bajo algún punto que ofrezca resistencia; la cara casi tocando el suelo;
tirando hacia atrás los hombros como si los omóplatosfueran a tocarse
Partiendo de esta posición, eleve el tronco y mantenga esta postura el tiempo necesario para hacer una inspiración y una espiración.
En todo el ejercicio debe procurarse mantener la cabeza en prolongación del cuello y de la espalda, como si todo fuera una sola pieza.
Repetir 5 veces. Conviene colocarse un cojín bajo el abdomen.
9. FORTALECIMIENTO DE LOS MÚSCULOS lUMBARES (ZONA MEDIA-BAJA DE LA ESPALDA)
Tiéndase en el suelo boca arriba, con los bra zosestirados a lo largo del cuerpo y las piernas dobladas con los talones lo más cerca posible de las nalgas. La nuca debe estar estirada y el abdomen contraído.
Partiendo de esta posición levante las rodillas,acercándolas al pecho todo lo quepueda, ayudándose con las manos. Luego baje las piernas hasta colocar los pies en el suelo lo más cerca posible de las nalgas, y los brazos extendidos a lo largo del cuerpo (como en la posición de partida).
Repetir 10 veces. Inspirar en la posición departida y espirar al acercar las rodillas alpecho.
10. FORTALECIMIENTO DE LOS GLÚTEOS
Tiéndase boca abajo, con un cojín bajo el abdomen; la cara tocando el suelo y los brazos extendidos a lo largo del cuerpo con las palmas de las manos
hacia arriba
Partiendo de esta posición, realice con las piernas movimientos alternos de
vaivén (como si nadara), de poca amplitud. En los primeros días debe realizar este ejercicio durante medio minuto, para ir aumentando el tiempo paulatinamente